domingo, 10 de enero de 2010

AVATAR: ¿Alguna similitud con los pueblos indígenas del Perú?

Al salir del cinema en tropel, en medio de los comentarios de un público susurrante y empalagado por imágenes tridimensionales se mencionaba algo así en las diversas bocas desconocidas: “-esto es como lo de Bagua- , -me recuerda a los ashaninkas- , -Huy, cuánto daño nos hacemos- ,- todo por el recurso natural y a costa de todo-


Sí. A mi también me sabe a cotidiana realidad.

En la película Avatar, ubicada en el año 2154, se descubre una luna llamada Pandora, rica en un recurso que los hombres consideran extremadamente valioso, lo que es excusa suficiente para invadirlo y tomarlo sin ningún respeto por lo que allí habita. Definitivamente cualquier parecido con la realidad no resulta en mera coincidencia.


En los últimos meses en el país se abrió el debate en medio de procesos de inconstitucionalidad presentados contra los decretos legislativos expedidos por el Congreso en el marco de la delegación de facultades legislativas (Ley N°29157) para la implementación del TLC con USA. Como se recuerda, estos decretos no fueron consultados con los pueblos indígenas como exige el artículo 6 del Convenio 169 de la Organización Internacional del Trabajo y esta resistencia del legislativo fue el detonante de los lamentables sucesos de Bagua el 5 de junio de este año, con las pérdidas de vidas humanas que todos conocemos y deploramos.

Para nadie es un secreto que existe un sistemático incumplimiento del derecho a la consulta de los pueblos indígenas, no solo eso , sino que se pensaría incluso como política de Estado lotizar y entregar a empresas mineras, gasíferas, forestales, etc., sin consultar con los pueblos indígenas. Basta mirar el mapa de lotes petroleros para advertir cómo ellos se superponen a los territorios de los pueblos indígenas.


En el video, un representante de Petroperú, le informa a indigenas que el Estado ha decidido intervenir en el lote petrolero 103 y que la ley no dice que hay que consultarles

Entonces ¿qué hacer? Por el momento analizar, repensar, comentar, volver a indignarse, hasta despertar en otro domingo en un mundo fantástico de película…

1 comentario:

  1. Es una buena peli, y si podemos hacer paralelo con la realidad marca un punto de inflexión en el arte de cine. Pues gracias a los efectos visuales inéditos te introduces en un mundo de color y fantasía, llevándote a lo largo de su final a una moraleja. Un problema tan presente como ignorado. Una de las pocas peliculas que salen del libreto mediático del pais de norte

    ResponderEliminar